Rehabilitación de comunidades con apoyo del Gobierno para damnificados

El viceministro de Defensa Civil Carlos Brú, el gobernador regional José Quecaña y el alcalde municipal Ramiro Vallejos llegaron a las comunidades de tierras bajas en la cuenca del río Pilcomayo, para entregar la ayuda humanitaria enviada por el presidente Evo Morales.

Las autoridades encabezan una comitiva compuesta por miembros del Comité de Operaciones Conjuntas (COC) y efectivos del Ejército Boliviano, que llegó a la zona con el objetivo de iniciar el proceso gradual de rehabilitación de las comunidades afectadas por las inundaciones y promover el retorno a la normalidad en su vida cotidiana.

Según el viceministro, allá donde las viviendas no sufrieron daños considerables lo afectados podrán retornar con la cooperación del Ejército y las entidades públicas de la jurisdicción; pero, en caso de que las unidades habitacionales muestren peligro, el Ministerio de Defensa proporcionará a las familias carpas que tienen la capacidad de proteger de las lluvias, el sol y otras inclemencias del tiempo.

Las autoridades, bajo el criterio de evaluación de daños efectuado por el Gobierno Municipal, procederán a la entrega de víveres para los damnificados (harina, azúcar y fideo), además de un kit de higiene por familia consistente en cajas con artículos de limpieza personal y herramientas de trabajo.

El viceministro comunicó a las autoridades del pueblo Weenhayek que allá donde hubo problemas de viviendas por las fuertes lluvias, el Gobierno Nacional asume como responsabilidad su construcción; sin embargo, resaltó que su mensaje es que allá donde haya riesgos se preserve principalmente la vida, porque las cosas materiales se restituyen.

Finalmente, Brú comunicó que el presidente activó sus relaciones con las Agencias de Cooperación Internacional como el Programa Mundial de Alimentos (PMA), el Programa Mundial de Salud (PMS) y otros que manifestaron su intención de trabajar en la reparación de daños y reducción de riesgos ocasionados por las intensas lluvias.

El gobernador regional, en comunicación telefónica, informó que distribuirán la ayuda a las comunidades del pueblo Weenhayek, los criollos y comerciantes afectados, pero que inicia el trabajo coordinado entre los tres niveles de Gobierno para la rehabilitación de caminos, la reconstrucción de defensivos y las viviendas afectadas.